15

compartes en

Sopa rústica de tomates

ingredientes

personas

6

Tomates rojo

1000 gramos

Zanahorias

4 unidad

Cebolla colorada

1 unidad

Aceite de oliva

1 taza

Sal yodada

1 cuchara

Merkén

3 gramos

Pimienta

a gusto

Albahaca

15 hojas

sopas de Chile

Sopa rústica de tomates

Sopa rústica de tomates

vegano fuente de Vit. C rico en potasio con grasas saludables

lista en

55 minutos

dificultad

requerimiento diario

100% Grasa

100% Proteína

100% Carbohidratos

Sopa rústica de tomates

Una rica sopa rústica de tomates, muy fácil y enjundiosa, ideal para una cena liviana al final del día junto a una buena tajada de pan de masa madre con mantequilla.

Sopa rústica de tomates paso 1

paso 1

Prende el horno al máximo (250°C) para precalentar. Pela la cebolla y las zanahorias, y pícalas en trozos gruesos. Ponlas en una lata para horno y agrega los tomates picados en cuartos.

Sopa rústica de tomates paso 2

paso 2

Vierte el aceite de oliva sobre las verduras, la sal de mar, el merkén y la pimienta fresca. Mezcla bien con las manos para que todos los trozos de cebolla, zanahoria y tomates queden bien aliñados.

Sopa rústica de tomates paso 3

paso 3

Lleva la bandeja al horno al máximo por 30-40 minutos o hasta que las verduras estén tiernas y semi caramelizadas pero sin quemarse. Apaga el horno y pon todas las verduras con su jugo y aceite en una olla.

Sopa rústica de tomates paso 4

paso 4

Agrega un poco de agua (1 taza aprox) y muele con una mini pimer. Dependiendo cuánto muelas la mezcla, te quedará más o menos rústica según los pedazos de verduras enteros o semi molidos que quieras dejar.

Sopa rústica de tomates paso 5

paso 5

Sirve en un plato y agrega crema y queso parmesano a gusto antes de comer. También la puedes comer sin crema ni queso para una versión 100% vegana.

Loading pic